cloud
cloud
cloud
cloud
cloud
cloud

Latido Emocional


featured image

El rincón de la calma

Hoy os quiero enseñar un rincón muy especial que tenemos en la clase de 2ºA. Es un lugar mágico porque en él encontramos la calma siempre que lo necesitamos, por eso le llamamos nuestro “rincón de la calma”.

No es un rincón para pensar ni mucho menos el rincón del castigo, sino que es todo lo contrario. A él pueden ir a sentarse todos los miembros de la clase siempre que nos sintamos angustiados, con ansiedad, nerviosos, agitados, furiosos… y necesitemos calmarnos y tranquilizarnos. Este sitio es mágico porque cada vez que los niños se sientan en él, cierran los ojos, respiran y poco a poco se van calmando. A todos nos encanta ir porque en él encontramos nuestra paz interior y además al calmarnos evitamos conflictos por lo que nuestras relaciones con los demás mejoran. Nuestro rincón le hemos decorado con ranitas que respiran y se centran en sus pensamientos positivos y con una silla mágica.

Esta actividad es muy positiva y con ella aprenden a:

1.- Identificar sus emociones, cuando se sienten ansiosos, alterados, con ira, etc.

2.- Aceptar la emoción que están sintiendo y sin juzgarla ni sentirse juzgados por los demás van a sentarse allí.

3.- Gestionar y regular sus emociones de una manera saludable, respirando y manteniendo una atención plena.

4.- Respetar los tiempos de cada uno. Da igual el momento en el que estemos de la clase, si necesitan tranquilizarse van. Seguro que alguno de vosotros pensaréis que pueden ir por darse un paseo y perder clase pero yo os aseguro que no es así. Son muy responsables en ese aspecto y saben que es un lugar donde ir sólo si lo necesitan porque si no lo precisan entienden que ese rincón debe estar libre por si lo necesita otro compañero.

5.- Conocer diferentes herramientas para gestionar sus emociones y poder ponerlas en práctica en cualquier situación como es su respiración.

Además de este rincón, todos los días hacemos en clase una relajación de cinco minutos cuando entramos del recreo y los miércoles la sustituimos por una sesión de mindfulness . La entrada del recreo es un momento en el que se encuentran muy agitados, alterados, con ganas de gritar y de moverse, y es normal pues han estado haciéndolo durante media hora. La relajación o el mindfulness son unos recursos muy buenos para ayudarles a calmarse y poder reconducir su atención a las actividades que haremos el resto de la mañana. Estas técnicas también las utilizamos si se encuentran ansiosos o nerviosos antes de un examen pues además de tranquilizarles les ayuda a aumentar su concentración y su confianza. Nuestra clase lleva haciéndolo todo el curso y os aseguro que los resultados no pueden ser mejores.

Por eso os animo a que lo pongáis en práctica en casa, seguro que os gustará. Para ello os recomiendo el libro “Tranquilos y atentos como una rana”  de Eline Snel. En él podéis encontrar un CD con ejercicios sencillos para poner en práctica junto con vuestros hijos. Al final de este post os dejo un vídeo demostrativo de una de las sesiones de este libro.

 

Posted by

  • En Clase
  • En el Cole
  • Galería
  • Uncategorized
  • Varios


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies