cloud
cloud
cloud
cloud
cloud
cloud

Latido Emocional


featured image

Cuidando de nuestro huerto

Como ya sabéis todos los meses vienen nuestros amigos de “La FLor de Castilla” a realizar una misión con nosotros relacionada con nuestro huerto del colegio y este lunes vinieron a enseñarnos la importancia de desherbar y de los cuidados que se necesitan para mantener la huerta en buen estado y con vida.

En la “excursión” que hicieron al huerto nuestros niños participaron de diferentes maneras. Los más peques observaron cómo van creciendo nuestras plantitas. Los medianos quitaron las malas hierbas (y las que no lo son tanto, jaja) con sus manos lo cual fue un gran trabajo en equipo. Y los más mayores picaron y removieron la tierra con diferentes herramientas.

La misión de esta semana en el huerto tiene mucho que ver con nuestra vida y nuestras emociones pues al igual que quitamos las malas hierbas que crecen alrededor de las plantas porque les roban nutrientes o les limitan el espacio que necesitan para crecer, nosotros debemos saber “quitar” también todo aquello que no nos aporta cosas buenas a nuestra vida.

Mientras vamos creciendo (como crece la planta) a nuestro alrededor van apareciendo problemas, dificultades, malas personas que nos quieren hacer daño, etc. Y al igual que quitamos las malas hierbas de las plantas para que puedan crecer fuertes y no se mueran, nosotros debemos saber quitar a las malas influencias de nuestro alrededor, tenemos que saber solucionar los problemas que van surgiendo, e intentar ver de qué manera podemos cuidar de nosotros mismos para crecer fuertes y sanos. Para ello lo primero que debemos hacer es observar bien nuestro entorno y detectar todo aquello que podemos considerar “mala hierba”. Esta no es una tarea fácil por varios motivos. Uno de ellos es que muchas veces la mala hierba es muy bonita y nos da pena arrancarla porque parece que embellece el “jardín”. Otras veces porque desconocemos que pueda ser mala, ya que mucha de ella puede pasar desapercibida. Y otras veces también nos podemos equivocar y arrancar sin querer hierba que era buena pero que no lo sabíamos (como les ha pasado a nuestro niños que estaban tan emocionados arrancándolas que quitaban todo lo que veían sin darse cuenta que algunas de ellas eran plantas, jajaja). Por este motivo es muy importante observar y saber distinguir la “mala hierba” de la buena, y arrancar de nuestra vida todo aquello que nos pueda hacer daño.

Otra actividad que hicimos fue remover la tierra del huerto pues con el tiempo la tierra que está sometida a condiciones adversas tiende a compactarse y perder su estructura: las pequeñas bolsas de aire que hay bajo la superficie se aplastan, el agua y los nutrientes dejan de circular libremente por la tierra, por lo que se hace más difícil que las raíces crezcan y que las flores florezcan. Eso también nos ocurre a nosotros, a veces necesitamos removernos por dentro (como hacemos con la tierra del huerto) para oxigenarnos y poder cambiar nuestra perspectiva de las cosas… De esta manera podemos seguir creciendo como personas.

Este símil también le podemos aplicar a nuestros sueños, esos que trabajamos en la misión de la semana pasada. En muchas ocasiones aparecen problemas u obstáculos que nos roban nuestra energía y que pueden hacer que desistamos en nuestro empeño de conseguirlo. Pero al igual que quitamos las malas hierbas a las plantas tenemos que saber “quitar” o resolver esos inconvenientes que vayan surgiendo, y debemos cuidar de nuestros sueños día a día.

 

Posted by

  • Diario Emocional
  • En el Cole
  • Galería
  • Proyecto Innovación Educativa
  • Uncategorized

  • Posted by Anónimo 24/01/2016 at 5:00 pm

    Hola Rut soy Noelia. Cuando he visto las fotos me han entrado ganas de volver al cole y me he acordado de la plantación del año pasado. No me puedo creer lo que ha cambiado el huerto, aunque claro con esfuerzo se puede lograr todo.
    Un beso: Noelia.

    Responder
    1. Posted by Rut Alconada 25/01/2016 at 7:23 am in reply to

      Hola Noelia, qué bonito que quieras volver. Como ves todo cambia, el huerto y nosotros mismos. Me encanta tu reflexión: “con esfuerzo se puede lograr todo”… No lo olvides porque seguro que tú lograrás TODO lo que te propongas. Un besito cielo

      Responder

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies